Analizando la situación del sector del fitness

Aprovechando un fecha tan señalada como el Día Mundial de la Salud, hemos considerado que era conveniente poder evaluar las oportunidades y amenazas del sector en la actualidad.

Creo que es un buen momento para hacerlo, justo después de casi 5 años de pasar por uno de los momentos más difíciles que ha pasado el sector en los últimos cincuenta años como fue la subida del Impuesto del Valor añadido (IVA) en septiembre de 2012, justamente después de una de las peores crisis que ha atravesado España en su historia.

Pues bien, me acuerdo que en aquella época mucha gente sufrió la bajada repentina de su negocio ya después de pasar por una crisis severa, las capacidades de compra de los ciudadanos habían bajado ostensiblemente y nadie o casi nadie tenía un 13% de margen. Al año siguiente de la aplicación del IVA, se publicaron estudios que decían que el 95% de los operadores de centros de fitness estaban en pérdidas. Una verdadera catástrofe.

Pero, ¿Qué aprendimos de aquello?

Uno que siempre tiene espíritu crítico, evidentemente constructivo por la estima que tengo a este sector, tiene que decir rotundamente que el sector aprendió en líneas generales a gestionar mejor sus recursos, se entendió que nos debíamos repensar y aportar creatividad e innovación porque durante muchos años, demasiados, veíamos como los operadores hacían prácticamente lo mismo y no había diferenciación (hecho que en parte propició la irrupción de los low cost).

A mi me sorprendió positivamente el cambio que se produjo en la mentalidad de muchos gestores y a parte de algunos que se colapsaron con la solución, hubo grandes iniciativas y grandes historias de tenacidad para recuperar una situación realmente adversa. Ahora, después de casi cinco años miramos en perspectiva y creo que es merecido un reconocimiento.

También ha sido positivo para el sector la introducción de la tecnología tanto en los métodos de entrenamiento como en el análisis de los datos. Aquí hemos avanzado mucho y hemos entendido que nuestro gran tesoro son nuestros clientes y sus datos a partir de los cuales podemos hacer mejor su estancia en nuestro centro.

Otro aspecto relevante para mí es que el sector está más unido, la gente está más cercana, la gente comparte más y eso es gracias a que hemos entendido que juntos podemos llegar más lejos. Normalmente en épocas duras se dice que aumenta la unión y creo que así ha sucedido en términos generales.

Pero no todo es de color de rosa…

Creo que tenemos algunas tareas pendientes para los próximos años en las que nos deberíamos enfocar y a veces profundizar .

Una de ellas es la capacitación. Soy un convencido que la capacitación es la llave para el progreso, y también estoy convencido que debemos ser más rigurosos en ella: tanto desde el punto de vista del hábito y de incluirla regularmente en la operación pero también de la exigencia y la rigurosidad, discerniendo entre la buena capacitación basada en la experiencia y en el aporte de valor de la que se resume y se basa en la fotografía final de la sesión formativa para colgarla en las redes sociales.

Otro aspecto importante es la responsabilidad y código ético que todos deberíamos tener respecto al sector. Unos desde el respeto a los competidores y otro desde la responsabilidad que representa no difundir noticias falsas o no comprobadas que solo hacen que aumentar el amarillismo en un sector que lo que necesita rigor para que la gente no tenga una visión equivocada de un sector que está vigilado y altamente grabado fiscalmente.

Otra mejora en la que nos debemos centrar es en la creación de un “Banco de datos del fitness en España” desde el rigor y la imparcialidad y puestos a disposición de los operadores para que puedan operar y proyectar con más conocimiento de causa. En eso me gustaría dedicar parte de mis energías en un futuro.

Potenciar el liderazgo internacional creo que es posible si somos un poco más autocríticos y nos dedicamos a aprender pero también a aprender de experiencias internacionales de otros países

Desde el punto de vista de modelos de negocio yo creo que se seguirá innovando y aparecerán nuevos modelos que adoptaremos de otras culturas. En eso debemos de tener cuidado de no pensar que van a funcionar igual aquí porque el consumidor y la cultura es diferente. Importemos pero hagamos bien el benchmarking y aterricemos las ideas a nuestros perfiles de clientes.

En la perspectiva del producto seguiremos evolucionando al ritmo que evoluciona la sociedad y deberemos estar atentos a las modas que rigen las capacidades de compra pero sin obsesionarnos.

Ya ven como hay cosas bien hechas y cosas para mejorar, oportunidades y amenazas pero sobretodo resaltar para esa fecha tan importante que sabemos que en España cada día hay más gente que hace deporte o actividad física y esto es una buena noticia. Evidentemente hay retos a afrontar como esa plaga que es el sedentarismo, etc,… Pero entre todos, estoy seguro, la vamos a vencer y vamos a hacer más potente una actividad física practicada des de la óptica de la salud. En eso y en inculcar a nuestro círculo más cercano un estilo de vida saludable nos debemos enfocar.

¡¡¡Feliz día mundial de la Salud!!!

Pere Solanellas

0 comentarios

Escribe tu comentario

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *